Translate

viernes, 22 de noviembre de 2013

Baltasar Gracián.




Esta frase fue atribuida a D. José Martí, pero en realidad fue dicha en su día por D. Baltasar Gracián.