Translate

sábado, 18 de enero de 2014

Thomás De Kempis.




No eres más santo porque te alaben, ni más vil porque te desprecien. Lo que eres, eso eres. Y no puedes ser más grande de lo que Dios sabe que eres.